¡ADVERTENCIA! Está prohibido copiar el contenido. Puedes ser penado por ello ¡Gracias!
ViniloBlog
Más allá de la música y la tecnología...

‘Let It Bleed’: el disco de los Rolling Stones cumple 50 años entre luces y sombras

Se cumplen 50 años de esta producción el próximo 5 de diciembre.

La llegada del productor Jimmy Miller a la «troupe» de los Rolling Stones significó la consolidación de la banda como una alternativa seria a The Beatles. Con él, el estilo de música de la banda se tornó más crudo, con mucho énfasis en el ritmo y la percusión, y un sonido de guitarras más sucio, lo que terminaría de consolidar el sonido «Stone» en el gusto del público en los próximos años.

Sin embargo, no todo marchaba sobre ruedas para Jagger, Richards y el resto del equipo. Pese a las multimillonarias ventas de sus discos y conciertos, y sumándole a eso los altísimos impuestos del gobierno británico, los miembros de la banda estaban en bancarrota por el poco dinero que recibían por concepto de regalías; las numerosas multas que tenían que pagar a las autoridades por sus problemas con la policía (tanto dentro como fuera de los escenarios); y estaban hartos del conservadurismo y la censura de su disquera, Decca records, que les restringía su libertad creativa.

También podría interesarte: The Beatles: ‘Abbey Road’, 50 años de historia, música y del final de una era mágica

También, ya en el mismo seno de la banda, Brian Jones, el genio musical y guitarrista de los Stones, estaba causando problemas por su ya crónica adicción a las drogas, por lo que fue despedido. Semanas después, el día 3 julio de 1969, su cadáver fue hallado en la piscina de su casa en circunstancias aún no esclarecidas. Tenía 27 años.

Ya musicalmente hablando, para cubrir la baja de Jones, Mick Jagger decidió incorporar como guitarrista al joven virtuoso Mick Taylor por recomendación de John Mayall, una institución del blues británico y formador de grandes guitarristas como Eric Clapton, Jeff Beck o Harvey Mandel. El trabajo de Taylor en este disco sería, de momento, más testimonial que protagónico pues él se encargaría de colaborar con las guitarras rítmicas y algunos slides en un par de canciones del álbum, junto con Richards y otro invitado como Ry Cooder.

Rolling Stones Beggars Banquet Arte
Arte original del álbum lanzado por Decca Records en 1968.

Después del éxito que significó el ‘Beggars Banquet’ (1968), los Stones decidieron incrementar la apuesta con un disco que continuó la fórmula de «de vuelta a lo básico» que fue su disco anterior, pero con letras más nihilistas y una atmósfera que más se acercaba a la música negra de los Estados Unidos. De esa forma se concibió el ‘Let It Bleed’, un álbum que, al igual que el legendario ‘Abbey Road’ de los cuatro de Liverpool, pronto cumplirá medio siglo de haber salido al mercado, y que también ha superado con creces la prueba del tiempo.

Un paseo por ‘Let It Bleed’

Let It Bleed
Arte original del álbum lanzado por Decca Records en 1969.

‘Gimme shelter’

El álbum abre con la oscura y caótica «Gimme shelter», escrita casi íntegramente (según algunos biógrafos) por Richards. Es un tema, como el ‘Paint it black’ de 1965, de alto contenido anti-bélico y recogía la amargura y desolación de muchos conflictos por los que atravesaba el mundo durante los años sesenta. También este tema contó con la participación especial de Merry Clayton, cuya impactante interpretación dejó pasmado al propio Mick Jagger (¡oír muy bien en el minuto 3:01!) durante la grabación del mismo.

‘Love in vain’

Como en el ‘Beggars Banquet’, la banda baja los decibelios con un blues acústico: el «Love in vain» de Robert Johnson (aunque no recibiría crédito en el disco). Jagger, con la mandolina de Ry Cooder y las guitarras de Richards, llora sublimemente la despedida de su amada en esta canción, que sería una fija en las giras del colectivo a principios de los setenta.

‘Country Honk’

Mick Taylor hace su primera aparición con la banda en el rústico, pero pegajoso tema «Country Honk»: la versión «desenchufada» del mítico «Honky Tonk Woman» (que salió a la venta como sencillo en julio de 1969, a sólo un día después de la muerte de Brian Jones), que también contó con el juguetón violín de Byron Berline.

‘Live with me’

De nuevo Taylor tendría participación como segunda guitarra en «Live with me», la canción «de amor» más franca de la historia del rock (muy probablemente). El protagonista (Jagger, cómo no), invita a su amada a formar parte de su caótico, decadente, pero divertido estilo de vida con sus igualmente excéntricos e inadaptados compinches.

‘Let It Bleed’

Y ahora, vamos con uno de los temas más provocadores, y también más memorables, de la banda formada en Londres como el «Let it Bleed»: un blues-rock que toca el tema de la co-dependencia emocional (con el sexo, las drogas y una taza de jazmín como ingredientes principales), siendo los slides en la guitarra de Richards los grandes protagonistas.

‘Midnight Rambler’

Con «Midnight Rambler», el siniestro tema que abre el lado B del disco, la banda sigue la onda del blues-rock con la historia real de un asesino que violó y mató a 13 mujeres en Boston, Massachussetts durante principios de la década de los sesenta. Este tema sería la penúltima colaboración de Brian Jones (que tocó las congas) antes de que fuera despedido.

‘You got the silver’

Quizás la principal novedad de este disco fue el debut de Keith Richards como solista (aunque ya había grabado canciones compartiendo el canto con Jagger) interpretando la cálida y cariñosa «You got the silver» (dedicada a su pareja de entonces Anita Pallemberg), una de las canciones más coreadas de su repertorio personal. En esta canción, Richards se hizo cargo tanto de la guitarra rítmica como de la guitarra slide, y además fue la participación final de Jones (que tocó el autoarpa) con el grupo.

‘Monkey Man’

Con el vibráfono del bajista Bill Wyman inicia la canción «Monkey Man», donde Jagger describe las locuras del protagonista y sus amigos luego de un caótico «viaje» mental.

‘You can’t always get what you want’

Finalmente, el disco cierra con «You can’t always get what you want», una canción que inicia con un coro gospel a cargo del Coro Bach de Londres y que toca temas como el amor, la política y las drogas, donde el optimismo inicial de las expectativas pasa a la desilusión en un instante, teniendo como moraleja el coro que le da nombre a la canción.

Este último track también contó con la participación especial del productor Jimmy Miller en la batería (de la que él también era un solvente ejecutante), ya que el baterista titular de la banda, Charlie Watts, no era capaz de mantener el «groove» característico de la canción (más rápido y con pegadas un poco más sutiles, propias del soul y el gospel que del hard rock).

Lanzamiento, acontecimientos y legado

Rolling Stones Let It Bleed Arte Vinyl
Arte interno original del vinilo lanzado por Decca Records en 1969.

El año 1969, si bien confirmó el resurgir musical de The Rolling Stones, también marcó un amargo punto de inflexión del cual ellos nunca lograron quitarse (aunque también alimentó aún más su leyenda como las «Satánicas Majestades»).

Para diciembre de ese mismo año, ya con el disco en el mercado, y aún con la muerte de Jones fresca en la memoria, durante su presentación en el tumultuoso Festival de Altamont (California) los encargados de la seguridad del evento mataron a un joven de 18 años de una puñalada en el cuello. Los Stones, luego de varias interrupciones durante su interpretación por el ruido y los problemas con el público, decidieron suspender su actuación y abandonar el escenario en un helicóptero ante las amenazas de muerte de los Hell Angels, los responsables de la (in)seguridad de un Festival musical que intentó emular la hazaña de Woodstock, pero que terminó en confusión y tragedia.

También podría interesarte: Soda Stereo: ‘Canción Animal’ 29 años siendo la fiera del rock iberoamericano

Pese a lo sucedido, y ante la ya inminente disolución de The Beatles, Jagger, Richards y compañía estaban a punto de tomar su relevo en la vanguardia del rock de finales de los sesenta y de inicios de los setenta con su propuesta musical que, aunque nunca llegó a la pulcritud y sofisticación del cuarteto de Liverpool, siempre tuvo el tino de nutrirse de muchas influencias musicales y, muy importante señalarlo, estar siempre al paso con lo que sucedía en su época

Si el ‘Beggars Banquet’ marcó el inicio de una época gloriosa, donde el eclecticismo y la experimentación de los Rolling Stones estuvo acompañado del éxito comercial y de la crítica, fue el ‘Let it Bleed’, el cual cumple 50 años el próximo 5 de diciembre, el que terminaría de definir por completo el estilo sucio y negroide de la banda como el grupo de rock británico más «americano» de todos, y que más tarde se consagraría como una de las bandas más grandes e influyentes de la historia del rock junto a The Beatles.

Fuente Imágenes de Let It Bleed
Comentarios

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no aceptar si lo desea. Aceptar Leer más