“Rock In A Hard Place”: el polémico álbum de Aerosmith

0
266
Rock In A Hard Place

Podemos afirmar que Aerosmith es ya uno de los grupos consagrados dentro del hard rock. Aunque, como cualquier formación, ha tenido altibajos en su carrera lo cierto es que han sabido mantenerse sobre el trascurrir del tiempo.

Para nuestro presente, Rock In A Hard Place es un buen álbum. Sin embargo, en los primeros años ochenta es lógico que pareciese un trabajo hecho a medio gas. La óptica del tiempo siempre cambia las perspectivas.

En este artículo repasaremos la historia del álbum y los problemas que tuvo la formación con las idas y venidas de los músicos. Aunque la crítica fue agresiva, también te dejamos aquí las canciones para que te formes una opinión propia.

Hablemos un poco de Rock In A Hard Place

Rock In A Hard Place es el séptimo álbum de la banda estadounidense Aerosmith. Fue lanzado el 1 de agosto de 1982 por la compañía Columbia Records y producido por Jack Douglas.

Este es el único álbum de la banda que no cuenta con Joe Perry, guitarrista principal del grupo, tras abandonar la formación en 1979 por unos incidentes sucedidos en el Mundial de Rock de Cleveland y fue reemplazado por Jimmy Crespo.

También te puede interesar: ‘#1 Record’ de Big Star: el magnífico y oculto álbum del famoso grupo estadounidense

Pero durante la grabación del disco en 1981, el guitarrista rítmico Brad Whitford también abandonó el grupo, aunque ya había tocado en el sencillo Lightning Strikes. El músico fue reemplazado por Rick Dufay antes de finalizar el álbum.

El 10 de noviembre de 1989 el Rock In A Hard Place fue certificado Disco de Oro.

Greg Pato de AllMusic escribió sobre el álbum: “No poseía la química mágica de sus clásicos de los setenta con la salida de PerryWhitford, pero la banda aún podía rockear produciendo su disco más experimental y mejorado por el estudio con algunas sorpresas agradables, como el psicodélico Joanie’s Butterfly

Pese a todo, fue un álbum que también recibió numerosas críticas negativas, opinando que Aerosmith estaba quedándose anclado en un anticuado estilo que no pegaba con los tiempos modernos de los primeros ochenta.

Justo para tratar de mantenerse al día, Aerosmith empleó los vocoder y sintetizadores en algunas pistas, como podemos apreciar en la “futurista” Prelude To Joanie así como al inicio de Lightning Strikes, único sencillo con videoclip del álbum. Este videoclip también fue el primero que el grupo grabó pensando en su proyección en la MTV.

También te puede interesar: Billy Idol y su debut en 1982

Contra estas críticas, Joe Kramer habló así en su autobiografía escrita en 2009: “El disco no apesta. Hay algunas cosas realmente buenas en él. Pero no es un verdadero disco de Aerosmith porque solo somos yo, StevenTom Hamilton, con un guitarrista de relleno que es Jimmy Crespo.”

Hablemos de las canciones

Jailbait

Empieza fuerte y de forma frenética. La instrumentación en muchos casos dobla la melodía y juegan constantemente con la ilusión de hacer que la canción se detenga o avance.

Lightning Strikes

La canción comienza con sintetizadores mantenidos que desaparecen tras la entrada de la batería y, con ella, las guitarras eléctricas y bajo.

Sin duda este tema es uno de los éxitos del álbum, con una melodía que tiene mucha fuerza, interpretada por Tyler y su famosa voz rasgada demostrando, como en cada canción, su amplio registro.

Bitch’s Brew

Con un curioso juego de acentos en algunos momentos, el ritmo de la canción es especial, acentuando también los contratiempos. Aunque la instrumentación pueda parecer simple o sin novedades, la realidad es que está llena de muchos matices.

Se juega con la voz y su situación en el panorama al final.

Bolivian Ragamuffin

Volvemos a los comienzos enérgicos e intensos, aunque la canción llega a la calma con la entrada de la voz. Lo mejor de Aerosmith es que saben jugar con la instrumentación para arrastrar y retrasar el tiempo o volver a acelerarlo. Consiguen que un 4/4 no sea para nada simple.

Cry Me A River

Con un empiece sorprendente a guitarra y voz a modo de balada, se trata de una versión del famoso estándar de jazz.

Aerosmith aporta su toque personal con una llorosa guitarra eléctrica y un bajo potente que entra en el momento adecuado. Tyler aprovecha sus facilidades vocales con los agudos para desgarrarse en momentos concretos de la canción, añadiendo así potencia y dramatismo.

El tiempo está siempre ligeramente echado hacia atrás, dando la sensación de pesar.

Prelude To Joanie

Un preludio de 1:23 minutos en el que encontramos el uso del Vocoder en la voz principal, que parece recitar más que cantar.

Es una canción muy experimental, con la voz de Steven de fondo que se acerca y se aleja, sostenida por una base grave.

Joanie’s Butterfly

Es una canción bastante luminosa, con un juego de voces acompañadas de guitarra acústica y percusión. También encontramos sonoridades experimentales en la voz. Realmente la canción es como un viaje psicodélico donde, a la mitad, retoma la fuerza y distorsión característica de Aerosmith.

Rock In A Hard Place (Chesire Cat)

Comienza dejando atrás la canción anterior, que se une con esta. Aerosmith es un grupo que sabe jugar muy bien con las sonoridades para dar fuerza o quitarla, como el caso de la voz doblada con coros que aporta mayor energía y potencia al estribillo.

La forma de cantar y frasear de Tyler también es muy particular. Esta canción es sin duda otro de los puntos fuertes del álbum. La batería y guitarra ponen fin a la canción de manera muy interesante.

Jig Is Up

De nuevo encontramos un inicio con gran distorsión y fuerza. El juego de acentos es lo que hace que camine incluso con tanta chulería, además de encontrar la voz de Tyler tan potente como una guitarra.

Push Comes To Shove

Curioso solo de armónica al inicio. Es la canción más relajada del álbum, casi melancólica, en la que la potente voz de Tyler tiene todo el protagonismo, encontrando secciones con un agudo rasgado, nada sencillo y muy característico en él.

También te puede interesar: ‘Secret Story’ de Pat Metheny: un viaje sonoro donde queda plasmado todo un mundo por descubrir

El final de la canción nos remite a una especie de fiesta con una ambientación particular.

Y hasta aquí nuestro repaso de hoy. ¿Qué piensas del álbum? ¿Crees que merecía las críticas negativas? ¡Leemos tus opiniones en comentarios!

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí